martes, 29 de septiembre de 2009

Mi querida tierra

España, esta España querida, esta España nuestra…

Va mal, de nada sirve engañarnos, y mucho me temo que no es por culpa de ninguna crisis mundial, ni tan siquiera por culpa de nuestro incompetente presidente, lo agrava, si, pero principalmente la culpa de que este país vaya como va es solamente nuestra, del ciudadano de a pie, del españolito, vamos.

Nuestro carácter, nuestra forma de ser y de pensar, tan arcaica como lo escritos del Mar Muerto y tan pasado de moda como los pantalones de campana y las hombreras.

No sabemos. Ni nunca hemos sabido adaptarnos, nos aterra el cambio e incluso cuando cambiamos lo hacemos obligados y pensando en volver atrás. Cuando digo cosas así hay muchos que me recuerdan los millares de españoles que emigraron a las americas o Alemania a trabajar, “no los he olvidado” les contesto, “ya que son un perfecto ejemplo de lo que decía”.

Los españoles solo emigramos cuando la situación en nuestra tierra es tan pésima que se trata de irse o morir, y entonces decidimos irnos… con la idea de ahorrar dinero y volver a casa, muchos se quedaron, otros muchos volvieron a la mas mínima oportunidad, y así con todo.

Nacemos, crecemos, y nos buscamos una casa cerca de “casa” un trabajo aún mas cerca de esa casa, nos agarramos a el cual garrapata, nos acomodamos, damos por echo que ese trabajo será para toda la vida y nos relajamos, olvidamos el por que de ese trabajo, que nos pagan para producir y que si el empresario no gana mas con nosotros que sin nosotros nos pueden echar a la calle, y entonces vienen los lamentos, las quejas y la quema en la hoguera del empresario malo maloso que echa a un pobre trabajador después de 20 años, sin pararse a pensar que es posible que ese trabajador lleve 15 años sin ganarse su sueldo.

Esto no es tanto así en la privada como en la pública, país de funcionarios donde los haya, donde los que no lo son aspiran a serlo. ¿La solución a la crisis? ¿prepararse? Na…. ¿rendir mas? Que vaaa. Sacarte una oposición que te garantice el trabajo por el resto de tu vida y a vivir a costa de papá estado, el cual a su vez, no lo olvidemos vive a costa de los nenes currantes (tu y yo) que somos los que en ultima instancia, pagamos su sueldo a ese funcionario impertinente que te mira por encima del hombro y te obliga a esperar un cola kilométrica mientras va a tomarse su café de media hora.

Estoy generalizando, si.

Pero lo que en España son excepciones, fuera de ella son la regla, por lógica, si en tu ciudad no hay trabajo lo buscas donde sea, empaquetas y te vas, no te quedas quejándote de que no hay trabajo.

Y antes de que nadie intente echarme a los perros, recordemos que incluso en la época de mayor bonanza económica había en España dos millones de parados… y cientos de miles de puestos que para cubrirlos había que traer extranjeros que SI querían trabajar, y ahora resulta que algunos de estos señoritos se quejan de que no hay trabajo y que el poco que hay debería de ser para los españoles y no para los inmigrantes… a estos les digo ! idos a tomar por el c*l*!.


España de hidalgos, o cuando menos, de hijos de algo.

3 Anda c*ñ*!:

Libussa dijo...

¿Nanaif te enfadas si digo que Gouel se pone la mar de interesante cuando le dan estos venazos reflexivos de oratoria aplastante?

Te haría la ola, pero no me ves. Francamente... secundo hasta las comas. Nos lo hemos buscado, con nuestra impaciencia castiza, con echar a correr antes de haber aprendido a andar, con el desprecio tan cañí, de pandereta y charanga, a las voces de advertencia que llevan años preludiendo que esto pasaría.

Quien siembra vientos recoge tempestades. Hay cierta justicia poética en esta crisis, siempre lo digo.

Nanaif dijo...

Libussa, no me enfado ni mucho menos, es cierto que se pone muy interesante y lo mismo que lo veo yo, es normal que lo vean los demas...

También estoy de acuerdo en todo lo que ha escrito, sobre todo en que los españoles tenemos tendencia a acomodarnos y no tenemos nada de espíritu aventurero. A mi por ejemplo no importaría marcharme a otro país y empezar allí una nueva vida, es más creo que sería muy positivo y enriquecedor.

No podemos estar aquí "amarranados" que diría mi hermano, esperando a que mejore todo y mientras hay o nó trabajo, mientras mejora, esperar que el estado nos mantega con ayudas. Sobre todo, porque con las ideas de bombero retirado, de nuestro presidente tardará mucho en mejorar la situación en España. Sobre todo con sus nuevas medidas, que son únicamente, para emporar y prolongar más la crisis. Lo de la subida de impuestos es ya el colmo y lo peor es que siempre paguemos el pato los mismos.
Espero que todos aprendamos de esta situación y el español al igual que hacen otros, aprenda a moverse y no tener esa actitud tan conformista y poco ambiciosa.

Nanaif.

Gouel dijo...

Jo... acabo de engordar 10 kilos por lo menos, y eso que no habeis dicho nada de mi arrebatador fisico.

Se ha producido un error en este gadget.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...