sábado, 27 de octubre de 2012

Papá soy una zombie

Como buen friki fan que le da a todo, soy un fiel seguidor del género zombie desde aquel lejano día que siendo aún un crío tuve la desgracia de ver La noche de los muertos vivientes, digo desgracia pues me aterró como pocas películas me han aterrado nunca. Los zombies son pues, desde mi mas tierna infancia un referente del terror, el auténtico monstruo del que no se puede escapar ni esconderse, están en todas partes no tienen miedo, no sufren, no se puede razonar con ellos... solo van tras de ti hasta comerte vivo, vale, van tras de ti a ritmo de anciano artrítico, pero ellos no duermen ni se detienen nunca, y tarde o temprano te atraparan...
Vampiros? piece of cake, ajo, estacas, cruces, o sencillamente esperar a que se haga de día. Pero los muertos vivientes son realmente terroríficos...

Pero vamos al lío, que como soy un devorador del género, me agencié una película de animación llamada Papá soy una zombie, la estética TinBurtiana me atrajo y el argumento no tenía mala pinta.

Una niña gótica y marginada social que aún sufre por el divorcio de los padres y que vive con su papi el cual tiene una funeraria un buen día de despierta siendo una zombie.

Cojonudo, pensé, a ver como se las apaña en el insti, o como se venga de las zorras que la maltrataban... yo que se, la posibilidades podían ser ilimitadas y mortalmente divertidas.

La cuestión es que en cuanto la puse noté algo raro, aunque la estética podía recordar a la Novia Cadáver o Pesadilla antes del día de Navidad lo cierto es que en comparación era como el garabato de un niño - es mi sueño de mujer -, bueno, vale, al ser una producción Española (si si, Española) y ser su presupuesto limitado pues tampoco se les puede pedir mucho... o si?

Primero, si no tienes pasta para hacerlo bien curratelo mejor en la animación de toda la vida en 2D y haz una cosa decente, pero no esa animación penosa y sin detalle, como al descuido.

Pero lo peor sin duda es el argumento, atención SPOILER, pero que coño, si no la habéis visto seguid leyendo sin miedo y no la veáis.

Resulta que después de unos interminables minutos en los que se nos presenta a la protagonista a la cual acabas odiando a muerte, de pronto se convierte en una zombie... pero se despierta en otro mundo que está lleno de zombies y bichos raros, no en el mundo real. Pero esto que mierda es???

Hay una bruja mala que quiere un corazón mágico que la cría petarda lleva en el cinto y con el que quiere invadir el mundo real. Pero esto que mierda es?

Conoce al zombie de una momia egipcia, y ambas dos emprenden un periplo aburrido por el mundo zombie. Se encuentran con un niño pirata zombie que primero las intenta quemar no vivas, después se une a ellas, se enamoran la petarda gótica y el pirata y este la traiciona robándole el corazón mágico ese.

Aparece un zombie hippy con moto y todo Pero esto que mierda es?

El pirata resulta que lo hacia todo para proteger a la petarda gótica, hay una escena horriblemente mal hecha de lucha entre el pirata y una niña bruja que da repelús.
Otra escena aún peor de la bruja principal creando un portal mágico para enviar a cientos de zombies al mundo real para conquistarlo o algo así. Aunque en este punto todos esos cientos de zombies son los mismos tres esqueletos repetidos en una escena que da vergüenza ajena.  Se ve que al dibujante tenía prisa para irse a pillar algo de maría, o a lo mejor se le acabaron los cacahuetes, no estoy seguro.

La niña petarda logra engañar a la bruja y la destruye y...

Cual Resines cualquiera se despierta en el bosque siendo humana, al parecer todo era un puto sueño. Bueno a lo mejor no, pero es que tanto da, da tanto.

Por cierto, esta pequeña maravilla recaudó nada mas y nada menos que 59 mil euros en diez días...no comments.

Y no, no se trata de que sea una peli sólo para niños y por eso no me ha gustado, me encantan las películas infantiles sin son buenas, esta NO lo es.




0 Anda c*ñ*!:

Se ha producido un error en este gadget.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...